Saltar al contenido.

“La nopalera”

Por: Baltasar de la Vega M.
Pues nada amigos, me permito nuevamente tratar el caso de los campos deportivos entre ellos el denominado estadio “Gonzalo Macías G”. Terrenos que presuntamente pertenecen al ejido de San Luis Huamantla, hecho que origino una demanda del comisariado ejidal actual Andrés Barrientos Leal ante el tribunal unitario agrario del trigésimo tercer distrito en contra de las autoridades municipales y de la asociación de beisbolistas de Huamantla A.C (del asunto ya hicimos referencia en la entrega pasada) por cierto en estos días tienen que concurrir las partes al tribunal mencionado.
Extraoficialmente fuentes cercanas a la asociación de beisbolistas dieron a conocer que la misma a través de su presidente Agustín Ávila, apoyados en la denuncia del comisariado Andrés Barrientos, se dieron a la tarea de investigar lo expuesto en la denuncia referida encontrando una serie de anomalías con agravantes muy serias encontradas en la misma.
De acuerdo a las versiones de los beisbolistas estos presentaron la semana pasada ante el agente del ministerio público investigador de la procuraduría general de la república en Tlaxcala una denuncia por hechos probablemente constitutivos de delito, en contra de Andrés Barrientos Leal.
Ante esto concurrimos a entrevistar a Agustín Ávila Muñoz quien si acepto que tanto el comisariado y otras dos personas nos suponemos que el secretario y tesorero de la agrupación ejidal fueron demandados ante el ministerio público federal con respecto de esa denuncia Ávila Muñoz se excusó para no precisar cuáles eran los cargos (por conveniencia legal) pero que en su momento se darían a conocer, aunque dijo “tenemos pruebas de hechos y dichos tan falsos como un billete de catorce pesos, nada más imagínense, en la denuncia del comisariado contra nosotros afirman que el estadio se construyó con aportaciones del pueblo y de los ejidatarios en 1960, los que conocen la historia del base ball en Huamantla, bien saben que por lo menos el parque Gonzalo Macías Galaviz fue construido por este personaje en 1957, quien desconoce los sucesos públicos máxime si representa a una autoridad (comisariado ejidal) ¿a dónde vamos a dar? En fin nosotros estamos defendiendo un lugar de uso común y ya hemos denunciado. Con el tiempo vamos a dar a conocer las partes más importantes de tal denuncia”.
Esa fue una de las observaciones hechas por Ávila Muñoz, por nuestro lado e investigando el mismo asunto sabemos que hay en el registro público de la propiedad y comercio de Tlaxcala un número indeterminado de escrituras como la siguiente donde las autoridades municipales dieron en “cesión” en el año de 1954 a las autoridades estatales un terreno de 15 y media hectáreas (donde se construiría una escuela normal rural) y sus colindancias son las siguientes: al norte mide 240metros y colinda con terrenos del ejido de Huamantla; al sur mide por una parte 96metros y quiebra hacia el poniente midiendo 166 metros colindando con propiedades de los señores Manuel Rojas Rojas y Florentino Alvarado; al oriente mide 632 metros y colinda con terrenos del ejido de Huamantla y al poniente mide 732 metros y colinda con un camino vecinal que va a la hacienda de Guadalupe.
En este espacio de 15 y media hectáreas como ya lo señalamos (he aquí lo interesante) y por todos los datos que han surgido en otras escrituras en ese lugar están asentados los campos deportivos (el estadio, el otro campo de base ball y el de futbol) cuestión esta que data desde 1954 (mil perdones por repetirlo) desde luego nosotros no somos los indicados para dictaminar un asunto como este. Mas debo exponer que las indagaciones y documentos que tenemos en nuestro poder revelan aspectos contradictorios de las pretensiones en este caso de los representantes ejidales, ya iremos desglosando por partes esta situación que compete no nada más a los beisbolistas, sino también a los huamantlecos para preservar esos campos deportivos.

1 Comentario »

  1. En mi opinion, considero que debe darse apoyo al deporte, pero que no solo sea de fines de semana donde despues de cada partido los jugadores festejan el triunfo con cervezas, sino que debe darsele el respeto que merece este deporte y hacer torneos donde se pueda impulsar a los nuevos valores. Considero que Huamantla debe tener un campo digno para este deporte, y las autoridades correspondientes deben interesarse mas por hacer de este espacio un espacio mas verde, mas saludable para los jovenes y las familias. GRACIAS.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: