Saltar al contenido.

Emplean en Huamantla, sesiones de equinoterapia para personas con capacidades diferentes

Viridiana Salazar | Huamantla.
La equinoterapia es una terapia integral empleada por profesionales de la salud física o mental para promover la rehabilitación de niños, adolescentes y adultos a nivel neuromuscular, psicológico, congnitivo y social por medio del caballo como herramienta terapéutica y coadyuvante.
En el centro de Equinoterapia y Equitación, lo saben muy bien, ya que desde hace algunos años este centro ha ayudado a muchos infantes con problemas de discapacidad, emocionales, síndrome de Down, conductuales, déficit de atención entre otros.
“El caballo emite calor, es movimiento, el caballo tiene un patrón de marcha similar al de uno, entonces cuando uno se sube al caballo, el cerebro registra todos esos movimientos, ese patrón de marcha y llega a ponerlos en práctica, ese movimiento de la cadera llega a hacer que los niños sean independientes”, explicó Andrea Vargas Farias, Terapeuta de este centro.
En entrevista con Vargas Farias, refirió que, las terapias duran 30 minutos, en los cuales se hacen ejercicios de respiración y relajación, para seguir con movimientos de calentamiento, una vez que los pacientes se encuentran en modo cortical, es decir que están dispuestos a aprender comenzamos con distintos ejercicios de estimulación tanto mental, como motriz, culminamos las terapias con relajación corporal completa.
“El sistema de asistencias y puntualidad es estricto por lo tanto le pedimos que llegue a sus terapias por lo menos 5 minutos antes y si en algún momento necesita faltar a la terapia es necesario avisar con un día de anticipación”, resaltó.
Reveló que personas con hemofilia ( sangrado constante, mala coagulación), así como personas con enfermedades que provocan convulsiones y la Hidrocefalia no son aptas para recibir este tipo de terapias, puesto que en lugar de ayudarlo podría aumentar el problema de su enfermedad, sin embargo, desgloso una lista de enfermedades o padecimientos que sí podrían tratarse con la equinoterapia.
Tal es el caso de Parálisis cerebral, Autismo, Espina bífida, Enfermedades traumatológicas, Desórdenes alimenticios, Secuela de rubeola, Alto coeficiente intelectual, Esclerosis múltiple, Síndrome de Down,Traumas cerebrales, Enfermedades neurodegenerativas, Hiperactividad, Dependencia a las drogas y estimulantes, Problemas conductuales, Retraso Psicomotor, Escoliosis menor de 40°, Secuela de traumatismo craneoencefálico con disfunción motora, Enfermedad de Parkinson, Secuelas de infarto, tallo cerebral con disfunción motora, Síndrome cardiovascular vegetativo, Síndrome bronquial crónico, Problemas sensoriales (vista, oído, habla), Disfunción cerebral mínima, Problemas de atención y concentración mental, Problemas de lenguaje, Neurosis, psicosis, esquizofrenia y Enfermedades psicomosomaticas, finalizó.

10262010_1500941866831162_4426612506335961348_n SB DISEu00D1O

1 Comentario »

  1. Si alguien que ama tanto a los caballos como Andrea Vargas ,con ese empeño y dedicación a todo lo que hace quiero felicitarlay mandarle mis mejores deseos para su centro de equinoterapia auguro un éxito rotundo a todos sus pacientes .

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: