Saltar al contenido.

REGRESA EL BEISBOL

Por:Mundo.
Hola amigos aficionados al rey de los deportes y a todos los lectores en general, después de una larga ausencia, nuevamente tenemos la oportunidad de llevarles las noticias del beisbol y si me lo permiten del deporte en general. Como recordarán, el motivo de nuestra ausencia fue por la “problemática” situación con respecto a los campos deportivos, lugar donde se encuentra el estadio de beisbol “GONZALO MACÍAS GALAVÍZ” de esta Ciudad de Huamantla, pues en el mes de Enero pasado, con sorpresa nos enteramos que se encontraban en trámite el registro de unas escrituras del terreno aledaño al estadio de beisbol y no conforme con eso, la llegada del nuevo comisariado del Ejido de San Luis Huamantla que vino a insistir sobre la misma “farsa” del anterior: que esos terrenos le pertenec
en al Ejido y que los beisbolistas queremos apropiarnos de algo que no nos pertenece. Ante un panorama tan oscuro para el deporte y para la ciudadanía en general, por la repercusión de no hacer nada ante estas demandas, en la Asociación de beisbolistas de Huamantla A.C. decidimos avocarnos a fondo con la reunión de documentación, para terminar de una vez por todas con esta situación que a los deportistas no nos interesa, pero no por eso vamos a solapar, mucho menos cuando sabemos que se trata de movimientos bastante “chuecos” que por fortuna, tendremos la oportunidad de revelar ante las autoridades correspondientes. En esta ocasión solamente quiero compartirles que el origen de este conflicto tuvo lugar allá por el año de 1995 cuando se hicieron los trabajos del PROCEDE, que no era otra cosa que la actualización de los datos referentes a las medidas y colindancias de cada elemento (parcelas) de los ejidos.
Aprovechando esos trabajos, un comisariado “famosísimo” tuvo la puntada de indicarle a los responsables de hacer los trabajos que: “los terrenos de los campos deportivos eran propiedad del ejido de Huamantla”. Si hay un rasgo distintivo del susodicho comisariado, es el de la voracidad para hacer “tranzas”, “chanchullos” y despojos a los miembros del ejido, situación que lo llevó a vivir en otro lugar (Estados Unidos), ante el peligro latente de pagar con su vida alguno de los “negocios” que hizo en nuestra querida Huamantla. No cabe duda que la imagen de esos representantes tienen muchas cosas en común, ya les iremos platicando los “pecados” con que quieren sustentar sus exigencias, es tan amplio el expediente que hemos encontrado, que no lo podemos ventilar en una sola exhibición, de hecho, serán necesarios muchos espacios como este para poder compartirles la información que desenmascare a quienes hoy se sienten modernos “Robin Hood” pero que en realidad son “voraces” funcionarios de medio pelo cuya única motivación es el dinero que pueden sacar de cada una de las situaciones que se les presenta, por lo que les agradeceremos su atención, a fin de darle oportuno seguimiento a este caso.
En temas más amables, les platicamos que se encuentran en apogeo las finales de la liga de beisbol de Huamantla, dirigida por Benjamín Galaviz y por el Profe “Pancholín”. El equipo encargado de defender el honor de Huamantla es el “Cuauhtémoc” de Othón García, que a toda costa busca evitar que los equipos de Cuapiaxtla se lleven el título a “cuapi la bella”; para lograrlo confían en la destreza de sus lanzadores Ricardo “piolín” Contreras y el mismo Othón García, compromiso bastante difícil, pues como sabemos los hermanos Gálvez son un hueso muy duro de roer.
En otro deporte, les informamos que el Domingo 30 de noviembre se llevará a cabo la segunda etapa de la triple corona “solo para salvajes” con salida y meta en el albergue de la Malinche. Esta competencia es un evento muy especial, pues además de ser una actividad que requiere un esfuerzo brutal para llegar a la cima de la montaña y regresar al albergue en el menor tiempo posible, los competidores tienen la oportunidad de disfrutar los hermosos paisajes que esta montaña ofrece, además que los familiares de los competidores pueden pasar una mañana entretenida en las instalaciones del albergue, para que al final de la carrera se realice el convivio de los participantes compartiendo la carne asada y demás antojos que tradicionalmente se preparan en esos días de campo con la familia. Ojalá podamos apoyar a los atletas locales que con gran orgullo representan a nuestra ciudad. ¡Que haya suerte para todos! Y como dijo aquel: chiva el último! Nos vemos en la meta!

1 Comentario »

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: